Problemas con tu hosting: consumo excesivo de CPU

Captura de pantalla mostrando un consumo excesivo de CPU en el panel de control de BlueHost

En la serie de posibles problemas que te puedes encontrar con tu web, hoy vamos a hablar de: el consumo excesivo de CPU. Tu web tiene una base de datos y una serie de imágenes y ficheros que generan el contenido para los vistantes. Esa tarea de generación de contenido, consume CPU.

El problema con los hostings compartidos es que como hay decenas de webs compartiendo un servidor, si tu web consume demasiada CPU es posible que tu empresa te penalice o incluso que te cancelen el servicio. Antes de que te asustes demasiado, lo que normalmente sucede es que te recomiendan mejorar tu contrato a un plan con más recursos, a un servidor dedicado o incluso a un hosting en la nube (cloud hosting).

¿Cómo detectar un consumo excesivo de CPU?

La forma de detectar si tu web consume demasiada CPU depende de tu empresa de hosting. En el panel de control de tu web, deberías buscar alguna opción donde se muestren datos de consumo de CPU. Si no ves ninguna opción parecida, puedes preguntar al servicio técnico para saber si tienen esos datos.

Uso de la CPU en un servidor con cPanel

Uso de la CPU en un servidor con cPanel

¿Cómo solucionar un consumo excesivo de CPU?

Solucionar un consumo excesivo de CPU NO es nada fácil. Si usas un sistema de gestión de contenidos, como por ejemplo WordPress, lo más recomendable es usar sistemas de caché gratuitos (W3 total cache). Si los utilizas y configuras correctamente, lo más probable es que desaparezcan tus problemas de consumo de CPU.

Si no utilizas ningún sistema como WordPress, Drupal o Joomla, deberás solucionar tus problemas manualmente. Lo más sencillo suele ser revisar las consultas a la base de datos y reducirlas al máximo.

Un caso real

Siempre se entiende mejor algo si se trata con un caso real. Una de las webs hechas con con WordPress que gestionamos estaba alojada en BlueHost, un excelente hosting de Estados Unidos. El panel de control nos indicaba que la web estaba consumiendo demasiada CPU, y que en consecuencia la empresa nos estaba ralentizando las webs alojadas con ellos.

Lo que hicimos fue instalar W3 total cache, y activar las opciones por defecto. Simplemente con este pequeño cambio, la web dejó de consumir excesiva CPU y volvimos a la normalidad. ¿Sencillo verdad?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*